LAS OPINIONES AQUÍ EXPRESADAS PERTENECEN A LA DELEGACIÓN NACIONAL Y NO REFLEJAN NECESARIAMENTE LAS DEL GRUPO POPULAR EN SU CONJUNTO

El Portavoz popular en el Parlamento Europeo responde a las declaraciones del ministro de Interior belga y miembro del partido extremista N-VA

El Portavoz del PP y vicepresidente primero del Grupo PPE en el Parlamento Europeo, Esteban González Pons, ha lamentado las declaraciones realizadas hoy por el Ministro de Interior belga, Jan Jambon, en las éste ha cuestionado la respuesta de las instituciones españolas a la declaración de independencia en Cataluña, y le ha recordado que “en España se respeta el estado de derecho y se cumple la ley”.

“El Sr. Jambon parece no entender que en una democracia como la española funciona la separación de poderes: ha sido la justicia, y no el gobierno, el que ha decidido sobre la situación legal de los ex consejeros del gobierno catalán y quien ha decidido su ingreso en prisión”, ha dicho González Pons, que ha explicado que “estas decisiones no socavan el estado de derecho sino que se han tomado precisamente para restaurarlo”.

“Siendo el Sr. Jambon Ministro de un gobierno de un estado miembro de la UE, debería respetar y confiar en la justicia española. No hay absolutamente ningún motivo para lo contrario”, ha añadido.

El Portavoz popular ha añadido que “estas declaraciones son irresponsables y peligrosas para mantener la necesaria cooperación entre los estados de la UE. Uno de los principios fundacionales de la UE es la confianza mutua entre los Estados Miembros, y si el ministro Jambon duda de la imparcialidad y el respeto a la legalidad de la justicia española, sin duda el Ministro tiene un problema de percepción de las democracias en Europa”.

“Jambon pertenece a un partido contrario a los valores europeos” González Pons también ha señalado que estas declaraciones, sin embargo, no sorprenden porque Jambon pertenece “a un partido nacionalista, anti-europeísta, y contrario a los valores de la UE”, como es la N-VA.

“Este partido al que pertenece el Sr. Jambon tiene un acreditado historial xenófobo, en contra de la igualdad entre las personas, y también de rechazo a los inmigrantes, entre otras características. Por tanto sería deseable que no diese lecciones a una democracia como la española en la que se respetan los derechos de las personas, se cumple la ley y se cumplen todos los estándares de un estado de derecho moderno”, ha concluido González Pons.